Dolor de cadera aleatorio mujer joven

La cadera es una articulación esférica. La bola, situada en la parte superior del fémur (hueso del muslo), se denomina cabeza femoral. La cavidad, llamada acetábulo, forma parte de la pelvis. La bola se mueve dentro de la cavidad, permitiendo que la pierna gire y se mueva hacia delante, hacia atrás y hacia los lados.

En una cadera sana, la bola y la cavidad están cubiertas por una capa brillante llamada cartílago articular. Este cartílago, que puede verse en una radiografía como el espacio entre la rótula y la cavidad, es lo que permite que los huesos de la articulación de la cadera se deslicen entre sí suavemente, con menos resistencia que el hielo al deslizarse sobre el hielo. Además, en el acetábulo hay una capa especial de cartílago excepcionalmente resistente llamada labrum. La estructura de la articulación de la cadera le confiere una gran amplitud de movimiento. Es una articulación muy estable debido a la gran superficie que hay entre la cabeza femoral y el acetábulo revestido de labrum.

La artritis de cadera se produce cuando el cartílago de la articulación de la cadera se desgasta o se daña, dejando que las superficies óseas de la articulación rechinen entre sí y se vuelvan ásperas. Esto provoca dolor y rigidez, dificultando el movimiento de la pierna.

¿Cuáles son las causas de la degeneración de la cadera en adultos jóvenes?

En los pacientes más jóvenes, es más probable que el dolor esté causado por una displasia congénita de cadera, lesiones deportivas, traumatismos, espondiloartropatías y por afecciones que aparecen por primera vez durante esta etapa de la vida, como la artritis reumatoide, la artrosis, el consumo de drogas intravenosas, el alcoholismo o el uso de corticosteroides.

Más Información
10 consejos de una fisioterapeuta para evitar la celulitis

¿Cuáles son las causas de los problemas de cadera en los jóvenes?

Las causas comunes de dolor de cadera en adultos jóvenes son el desgarro del labrum, el pinzamiento femoroacetabular (pinzamiento de cadera FAI), la displasia del desarrollo, la necrosis avascular (AVN), la artritis precoz, las lesiones musculares o tendinosas o la bursitis trocantérica.

¿Qué causa el deterioro del cartílago de la cadera?

La artrosis de cadera suele estar causada por el desgaste relacionado con el envejecimiento y empeora con el tiempo. La degradación del cartílago provoca dolor e inflamación. La artrosis de cadera puede desarrollarse más rápidamente en algunas personas debido a la forma irregular de los huesos que forman la articulación de la cadera.

¿Significa el dolor de cadera que tus caderas están creciendo

La artritis de cadera es el deterioro del cartílago de la articulación de la cadera. La cadera es una articulación de rótula, con la rótula en la parte superior del fémur (la cabeza femoral). La bola está separada de la cavidad (el acetábulo) por un cartílago. El cartílago actúa como un revestimiento resbaladizo entre la bola y la cavidad que permite que la bola se deslice y gire suavemente cuando la pierna se mueve. El labrum, un fuerte cartílago que recubre el borde exterior de la cavidad, proporciona estabilidad.

Cuando el cartílago de la cadera está dañado, se vuelve áspero. El adelgazamiento del cartílago estrecha el espacio entre los huesos. En casos avanzados, el hueso roza con el hueso, y cualquier movimiento puede causar dolor y rigidez. Cuando hay fricción en cualquier punto entre los huesos, también puede dar lugar a espolones óseos, es decir, crecimientos óseos en los bordes de un hueso que cambian su forma.

Más Información
Músculo oblicuo mayor o externo

La artrosis es una enfermedad articular degenerativa, lo que significa que provoca un daño gradual en la articulación. Es la forma más común de artritis de cadera y puede afectar a otras articulaciones. La artrosis de cadera suele estar causada por el desgaste relacionado con el envejecimiento y empeora con el tiempo. La degradación del cartílago provoca dolor e inflamación.

Dolor de cadera en una mujer de 30 años

La artrosis se produce cuando el cartílago de la superficie articular (también llamado cartílago hialino o cartílago articular) se desgasta y deja al descubierto el hueso que hay debajo. Normalmente, el cartílago sirve de “almohadilla” o cojinete en la articulación. En condiciones normales, el cartílago es más deslizante que un disco de hockey sobre hielo. Cuando el cojinete se desgasta, el resultado es una superficie articular rugosa que provoca el dolor y la rigidez que la gente asocia con la artrosis (véanse las figuras 1-4).

La artrosis de cadera es una enfermedad grave. La artrosis es el más común de los más de 100 tipos de artritis y la articulación de la cadera es la segunda articulación grande del cuerpo más comúnmente afectada.

La artrosis es una enfermedad crónica que puede tardar meses o años en aparecer. Aunque no es “curable”, sí puede tratarse modificando la actividad, con medicamentos o inyecciones. Si esas intervenciones no funcionan, la cirugía de reemplazo de cadera a menudo aliviará el dolor asociado con la artritis de cadera.

Dolor de cadera en adultos jóvenes

Sin embargo, proliferan las ideas erróneas sobre la artrosis; quizá la más notable sea el mito de que sólo afecta a las personas mayores. No es así: aunque las personas mayores son más propensas a padecer artrosis (de hecho, es más frecuente en adultos a partir de los 40 años), unos 15.000 niños y jóvenes también desarrollan esta dolencia.

Más Información
Artrosis del Pulgar o Rizartrosis

El Dr. David Porter, médico del King Edward VII’s Hospital, está especializado en todos los aspectos de la ortobiología, sustancias que los médicos especialistas en medicina deportiva y los cirujanos ortopédicos utilizan para ayudar a que los huesos rotos y los tejidos lesionados se curen más rápidamente. Es un médico superior de renombre internacional en medicina deportiva y anteriormente fue médico del club Chelsea FC.

La artrosis es una enfermedad degenerativa que se desarrolla cuando el cartílago de las articulaciones se desgasta con el paso del tiempo. El cartílago es un material esponjoso que está presente en los extremos de los huesos, para ayudar a amortiguarlos y evitar que rocen entre sí.

Cuando el cartílago se desgasta y los huesos rozan entre sí provocando fricción, se produce dolor, rigidez y pérdida de movimiento. La artrosis puede afectar a cualquier articulación, pero es más frecuente en manos, rodillas, caderas y columna vertebral. Se produce gradualmente y acaba empeorando con el tiempo.