Núcleo troclear

El nervio troclear (IV par craneal) inerva el músculo oblicuo superior en la fisura orbitaria superior. Desempeña un papel primordial en el control oculomotor. Deprime e inerva el ojo, tirando de él lateralmente. El nervio troclear actúa conjuntamente con el nervio oculomotor para permitir el movimiento del ojo en todas las direcciones.

El núcleo del nervio troclear está situado en el mesencéfalo caudal, por debajo del acueducto y del núcleo del nervio oculomotor. El axón del nervio troclear discurre dorsalmente y cruza la línea media antes de abandonar el tronco encefálico, por lo que las lesiones del núcleo afectan al ojo contralateral. Esto contrasta con las lesiones de todos los demás núcleos craneales, que afectan al lado ipsilateral. Es necesario para el movimiento sacádico normal del ojo, así como para la búsqueda visual. Es la vía eferente común para los sistemas cerebrales que controlan el movimiento ocular y proporciona la respuesta muscular necesaria. El nervio troclear recibe información de sistemas subcorticales…

¿Es patético el cuarto nervio craneal?

el cuarto nervio craneal o troclear, que irriga el músculo oblicuo superior o patético del ojo.

¿Qué es el nervio troclear o patético?

Definición. El nervio troclear (IV par craneal) inerva el músculo oblicuo superior en la fisura orbitaria superior. Desempeña un papel primordial en el control oculomotor. Deprime y tensa el ojo, tirando de él lateralmente.

¿Qué es el IV par craneal?

El nervio troclear es el cuarto par craneal (CN IV). Junto con el nervio oculomotor (CN III) y el nervio abducens (CN VI), se encarga de controlar el movimiento del globo ocular.

Más Información
Luxacion de rótula: una lesión a tener muy en cuenta

Nervio trigémino

El nervio troclear (cuarto par craneal, también llamado cuarto nervio o simplemente IV) es un nervio motor (un nervio “eferente somático”) que inerva un único músculo: el músculo oblicuo superior del ojo. Un nombre más antiguo es nervio patético, que hace referencia al aspecto abatido (cabeza inclinada hacia delante) característico de los pacientes con parálisis del cuarto nervio.

El nervio troclear es único entre los nervios craneales en varios aspectos. Es el nervio más pequeño en cuanto al número de axones que contiene. Tiene la mayor longitud intracraneal. Es el único nervio craneal que se decusa (cruza al otro lado) antes de inervar su diana[1]. Por último, es el único nervio craneal que sale por la cara dorsal del tronco encefálico.

Se encuentran nervios trocleares homólogos en todos los vertebrados mandibulados. Las características únicas del nervio troclear, incluida su salida dorsal del tronco encefálico y su inervación contralateral, se observan en los cerebros primitivos de los tiburones[2].

El nervio troclear emerge de la cara dorsal del tronco encefálico a nivel del mesencéfalo caudal, justo debajo del colículo inferior. Circula anteriormente alrededor del tronco encefálico y se dirige hacia el ojo en el espacio subaracnoideo. Pasa entre la arteria cerebral posterior y la arteria cerebelosa superior, y luego perfora la duramadre justo por debajo del margen libre del tentorio cerebeloso, cerca del cruce del margen adjunto del tentorio y a pocos milímetros de la apófisis clinoides posterior[3]. Entra en el seno cavernoso, donde se le unen los otros dos nervios extraoculares (III y VI), la arteria carótida interna y porciones del nervio trigémino (V). Finalmente, entra en la órbita a través de la fisura orbitaria superior e inerva el músculo oblicuo superior.

Más Información
Pie plano como origen de problemas biomecánicos

Función del nervio abducens

El nervio troclear (/ˈtrɒklɪər/),[1] (lit. nervio con forma de polea) también conocido como cuarto nervio craneal, nervio craneal IV o CN IV, es un nervio craneal que inerva un único músculo: el músculo oblicuo superior del ojo (que opera a través de la tróclea con forma de polea). A diferencia de la mayoría de los demás nervios craneales, el nervio troclear es exclusivamente un nervio motor (nervio eferente somático).

El músculo oblicuo superior que inerva el nervio troclear termina en un tendón que pasa a través de un asa fibrosa, la tróclea, situada anteriormente en la cara medial de la órbita. Troclea significa “polea” en latín, por lo que el cuarto nervio también recibe el nombre de esta estructura. Las palabras troclea y troclear (/ˈtrɒkliə/, /ˈtrɒkliər/) proceden del griego antiguo τροχιλέα trokhiléa, “polea; equipo de bloqueo”.

El nervio troclear proporciona inervación motora al músculo oblicuo superior del ojo,[2] un músculo esquelético; el nervio troclear porta, pues, axones de tipo eferente somático general[cita requerida].

Más Información
La fibromialgia: un trastorno que enfoca tu cerebro hacia el dolor

Nervio glosofaríngeo

El nervio troclear (IV par craneal) inerva el músculo oblicuo superior en la fisura orbitaria superior. Desempeña un papel primordial en el control oculomotor. Deprime e inerva el ojo, tirando de él lateralmente. El nervio troclear actúa conjuntamente con el nervio oculomotor para permitir el movimiento del ojo en todas las direcciones.

El núcleo del nervio troclear está situado en el mesencéfalo caudal, por debajo del acueducto y del núcleo del nervio oculomotor. El axón del nervio troclear discurre dorsalmente y cruza la línea media antes de abandonar el tronco encefálico, por lo que las lesiones del núcleo afectan al ojo contralateral. Esto contrasta con las lesiones de todos los demás núcleos craneales, que afectan al lado ipsilateral. Es necesario para el movimiento sacádico normal del ojo, así como para la búsqueda visual. Es la vía eferente común para los sistemas cerebrales que controlan el movimiento ocular y proporciona la respuesta muscular necesaria. El nervio troclear recibe información de sistemas subcorticales…